Banco de pruebas inercial para Autos DYNO 720-I

Este sistema de ensayo es lo más novedoso que existe para la medición de potencia y es el usado por los equipos de competición de todo el mundo. Su fundamento, parte del principio de inercia, tan antiguo como la física misma, pero factible de aplicarse a la medición de potencia desde el uso masivo de las computadoras.

El DYNO 720-I consta de cuatro rodillos sobre los cuales se colocan las ruedas motrices del automóvil, solidariamente y vinculados los rodillos giran cuatro volantes con un momento de inercia conocido. Existe un sensor que toma la velocidad de giro de los rodillos y envía en forma sistemática una información de velocidad a la computadora. (Para este banco, sólo es admisible la medición computarizada).

La computadora memoriza esta información. Luego hará el cálculo de las diferencias de velocidad que fue recibiendo, y con la base de tiempo que fueron enviadas puede calcular la aceleración instantánea, con este momento de inercia del sistema rodillo-volante,, puede hacer cálculos de potencia y torque en el cigüeñal y en la rueda impulsora.

Otro de los detalles sobresalientes de este método es la capacidad de medir la potencia de pérdida absorbida por los elementos de la caja de cambio y el conjunto de la transmisión. Esta medición se realiza en la fase de desaceleración del ensayo. El equipo también entrega las curvas de aceleración y permite hacer ensayos con partida detenida.

Luego el programa permitirá hacer comparaciones de las curvas de potencia de pérdida como también las curvas de potencia en el motor y en la rueda impulsora.

El DYNO 720-I es para automóviles hasta 400 cv y 250 km/h. Esta versión incluye el mueble para la computadora y se puede entregar con el bastidor para colocar sobre el piso o el chassis para instalar embutido lo cual es recomendado, ya que el mismo es muy versátil para acomodar el auto para el posterior ensayo. También se puede hacer sobre pedido una versión transportable para llevar el banco de pruebas a los circuitos de competición.

También en versión BPA 2 para automóviles hasta 250 cv y 250 km/h de dos rodillos.